El entrenador del Manchester City, Pep Guardiola, está listo para atacar al ex club Barcelona para fichar al centrocampista Sergio Busquets, según informa Don Balón.


El jugador de 29 años tiene una cláusula de liberación de 200 millones de euros en el Camp Nou, pero Guardiola cree que una oferta de 56 millones de euros será suficiente para convencer al Barça de que lo venda al equipo líder de la Premier League. 

El contrato de Busquets durará hasta 2021, pero la llegada inminente de Philippe Coutinho a La Liga podría allanar el camino para que el internacional español se mude a la Ciudad y que mejor si lo hace de la mano de su estratega consentido. 

​​En diversas ocasiones Sergio Busquets ha manifestado que el único que podría hacerlo cambiar la idea de dejar al FC Barcelona es Josep Guardiola, entrenador al que considera casi como un padre y al que le guarda una profunda admiración y respeto.